jueves, 2 de julio de 2015


La gestión del presidente Cartes ha sido un tema dominante durante su gobierno. Pero, a pesar de llevar casi 2 años de gobierno no se siente el nuevo rumbo. Al mismo tiempo, la oposición no pide cuentas sobre la pobre gestión de Cartes, sino que le acumula actividades por hacer.

Por otro lado, la oposición interna cuestiona que no se les incluye en la repartija de poder, ya que consideran haber sido parte fundamental de la asunción de Cartes. Entonces, la situación actual demuestra que todos están ocupados en una guerra política y nadie se preocupó por reestructurar un estado ineficiente que sigue gastando la mayor parte de su ingreso en salarios.

Analistas coinciden en que el presidente Horacio Cartes debe aprender a negociar con los poderes del estado, pero la pregunta clave es: ¿Debe negociar un cambio de poder para los poderes del estado o un cambio real del modelo de estado que hay en Paraguay? porque este modelo está claramente fracasado.

Entonces, ¿Molesta a los poderes la manera en que se hacen las cosas o molesta que no se les incluya en la participación? Hasta el momento nadie presenta propuestas para que funcione la justicia, para que la contraloría haga lo que debe, y que el estado esté al servicio del ciudadano y no cueste tanto hacer trámites.

Tema maletines

Otro tema preocupante es el caso del funcionario de Aduana que falleció el viernes 26 de junio en un accidente de tránsito transportando consigo unos G. 1.100 millones, distribuidos en fajos de billetes de G. 100 mil y de US$ 100. El dinero quedó a disposición del Ministerio Público y el fiscal encargado reconoció que este caso llama la atención.

Eso significa que el transporte de dinero a través de los maletines continúa como siempre, lo que presenta un peligro por la creencia de que se terminaría con la asunción de Horacio Cartes a la presidencia.

Déficit fiscal

Mientras que los analistas y algunos políticos dicen que el déficit no se cumple, los técnicos de Hacienda dicen que sí. La principal diferencia que se ve es que los técnicos de Hacienda no consideran como gasto las transferencias que hacen a los entes descentralizados (ANDE, INC) sino que los ven más bien como préstamos e inversiones financieras.

Sin embargo, los analistas consideran que esa diferenciación no debería darse porque la plata no se invierte en mejorar la calidad de los servicios públicos y sí se “invierte” no se percibe en la realidad.

Más allá de las diferencias semánticas, la realidad es que no se cumplió el tope fijado de 1.5% déficit fiscal anual. Esto se debe no sólo a la falta de capacidad de gestión del Ejecutivo, sino también a los constantes aumentos que realiza el legislativo (muchas veces a pedido de instituciones del Ejecutivo, lo que demuestra falta de coordinación.

Estamos a menos de un mes de las internas, en esas internas el partido de Gobierno tiene una decisión grande que enfrenta el Ejecutivo al Parlamento, el G-15 contra el Ejecutivo.

Respecto a la crisis política que se está dando entre el Ejecutivo y el Parlamento, tiene que ver primero con una tendencia que es cada vez más establecida en el sistema político paraguayo, que es que el Ejecutivo y el Parlamento se constituyen en poderes rivales. Pasó con Cubas, Wasmosy, Nicanor al final de su período, a Lugo le costó la cabeza y está ocurriendo con todos los gobiernos sin importar el partido político, esta lucha de poder traslada a la política a una rivalidad coyuntural negativa al sistema de gobierno y a la gobernabilidad paraguaya.

Algo que los presidentes del país no terminan de entender es que el Parlamento tiene constitucionalmente demasiado poder en el Paraguay, no es que construyen sus poderes, sino que por constitución tiene demasiado poder el Ejecutivo más que el Poder Judicial y ese desequilibrio es un riesgo para la gobernabilidad paraguaya. Eso sólo va a arreglarse con una nueva Constitución.

El Parlamento tiene poder de veto, o tiene poder de selección, concede ascenso a militares y policías, puede echar un presidente vía juicio político, puede alterar completamente el Presupuesto General de la Nación, cosa que no existe en otro país, nombra miembros del Poder Judicial, puede incluso cambiar fiscales y jueces, el poder del Parlamento es extraordinario en el país. El Ejecutivo tiene que necesariamente negociar con el Parlamento.

El muy apropiado cambio de ley que hubo hace unos meses permite la doble y triple reelección a muchos intendentes, lo que está generando judicialización de las internas, y eso altera los casos electorales. Se está judicializando por distintas medidas legales candidaturas, lo cual altera mucho el proceso electoral.

Con respecto al panorama luego de las internas, es imposible que los colorados vayan divididos a sus internas municipales, seguramente va a negociarse la unión, tienen una experiencia muy fea de pérdida en el 2008 como para volver a repetir esa historia.

Es una lucha de poderes, pero no hay elementos para que pase a mayores. Forzar la destitución del ministro no va a hacer que Cartes cambie de posición. Veo que eventualmente en el bloqueo retraso o dudas que generen con respecto a la APP, dando signos de poca estabilidad o seguridad a las inversiones extranjeras.

La economía paraguaya está bastante estable y con sus defectos y virtudes está bastante blindada con respecto a los avatares políticos. A medida que pasan las semanas se va demostrando que la estructura partidaria mayoritariamente apoya al candidato de Cartes. Y que la suma de intendentes y gobernadores tendrá una estructura de votos muy segura, inclusive la encuesta de Ibope señala eso.


Es muy importante saber, y eso nadie lo puede asegurar hoy, si el G-15 va a seguir siendo el G-15, o va a ser G-11 o G-9. Si sigue siendo G-15 y tiene los votos para seguir incordiando al Gobierno de Cartes a través de alianzas con el Frente Guasu, ahí va a ser complicado el segundo mandato del Gobierno de Cartes.

Pero no creo que eso ocurra, es muy probable que a fin de año el Partido Colorado en buena elección a nivel de intendentes municipales empiece a hablar de manera acelerada en la reelección.

La Constitución tiene el sistema de equilibrio de poderes y ambos poderes deben aprender a convivir y controlarse mutuamente. No veo todavía nada que esté por arriba o fuera de un normal funcionamiento institucional.

En los últimos 25 años, esta campaña interna es mucho menos agresiva y complicada que la que hubo en 1992, 1997, 2005 y en el 2007, hasta el momento no veo señales preocupantes.

Todos deben competir en las elecciones mientras se respeten las reglas electorales, en ese sentido creo que Mario Ferreiro tiene derecho a competir, ojalá que baje a terreno y compita pero que lo haga dentro del respeto a las reglas de juego y como todos los candidatos y como todos los partidos políticos porque el estado de derecho no puede hacer excepciones, esa es la clave: la igualdad ante la ley. No estoy de acuerdo con que se impida que él participe, siempre y cuando se ajuste al estado de derecho.

Creo que va a ganar Pedro Alliana, y ahí se tiene que lograr que el ganador no sea soberbio y el perdedor no sea pichado. Porque si el ganador es soberbio y el perdedor es pichado, afecta y perjudica la democracia y al Partido Colorado.(Gabriela Verón Yörg-5 días)

Leave a Reply

Subscribe to Posts | Subscribe to Comments

¡Bienvenido a Anfibio Radio!

LO + POPULAR

archivo de noticias

- Copyright © Anfibio Radio -Anfibio Radio- Powered by Blogger - Designed by Grafics Web -