martes, 4 de agosto de 2015


La Justicia le otorgó ayer la custodia personal a Karina Abregú, dos años y ocho meses después de sufrir un brutal ataque y después de que un centenar de personas se movilizara durante la mañana de ayer a los tribunales de Morón para reclamar que el acusado, quien la dejó con el 55 por ciento del cuerpo quemado, deje de amenazarla mientras espera el juicio en libertad.

La decisión de asignarle una consigna policial de 24 horas fue comunicada ayer por la Fiscalía 10, que investiga una segunda causa contra el agresor por amenazas, durante una reunión mantenida con la víctima, su familia y sus representantes legales tras la ruidosa movilización.

Además, el grupo se entrevistó también con los jueces que integran el Tribunal Oral Federal 1 encargado de juzgar a su ex pareja, Gustavo Albornoz, por tentativa de homicidio, quienes les informaron que el juicio comenzará el 9 de noviembre.

TESTIMONIO

Nos dijeron que le van a poner una custodia personal y que el juicio empezará el 9 de noviembre, pero para nosotros no es suficiente porque Albornoz sigue libre y es un peligro para mi hermana y mi familia”, dijo a Télam la hermana de la víctima, Carolina Abregú.

“Cada día se reduce más el círculo y la que vive aterrada es la víctima y no el victimario”, agregó.
Es que uno de las consignas más importantes de la movilización era la prisión preventiva, para que el acusado ya no pueda seguir amenazándolos.

“Mi hermana está asustada y con mucha bronca porque siempre venimos con la esperanza de que van a detener a Albornoz, pero cada vez nos encontramos con trabas que demuestran que la justicia está hecha para proteger a los violentos: consecuencia de esto todos los días tenemos que estar contando casos nuevos de femicidios”, dijo.

Según relató, su hermana tuvo que dar de baja el teléfono de línea para no recibir más amenazas por esa vía y sus dos jóvenes hijos han tenido que abandonar varios trabajos para quedarse en casa acompañando a su madre, por temor a que algo le pase en su ausencia.

“Hace un mes y unos días los vecinos le avisaron que no salga porque el tipo estaba en la esquina, violando la perimetral y como queriendo acercarse. Llamamos a la comisaría pero no nos dieron bolilla”, relató la hermana.

El 1 de enero de 2013 y tras una fuerte discusión, la pareja de Karina Abregú la golpeó violentamente, la roció con alcohol y la prendió fuego con un encendedor, como corolario de una relación de 13 años durante los cuales el hombre siempre le había dispensado golpes y malos tratos.

Tras el ataque, la mujer permaneció cinco meses internada, período en el que estuvo a punto de morir en varias oportunidades como consecuencia de las quemaduras que le afectaron el 55 por ciento del cuerpo y le dejaron inmovilizado el cuello y los antebrazos.

Apesar del daño causado, Albornoz sólo estuvo 33 días preso y la Justicia resolvió que espere el juicio en libertad.

Karina, en cambio, pasa los días encerrada en su casa por temor y porque, por las faltas, la despidieron de la empresa en donde trabajó durante 20 años.

“Además, sigue complicada de salud porque se quedó sin obra social y estuvo 8 meses sin cobertura médica porque no la querían atender en el Hospital del Quemado por no ser de Capital contó su hermana.(El argentino)

Leave a Reply

Subscribe to Posts | Subscribe to Comments

¡Bienvenido a Anfibio Radio!

LO + POPULAR

archivo de noticias

- Copyright © Anfibio Radio -Anfibio Radio- Powered by Blogger - Designed by Grafics Web -