miércoles, 17 de agosto de 2016

    
Las inconformidades populares tienen diversas formas. Una de éstas es una “manta”, que en el caso de la que alude el declarante, tiene carácter permanente, contra la administración que encabeza el priista José Alfredo Contreras Méndez.
     No lo está diciendo Román, ni lo están expresando dos, tres personas; lo están gritando las calles y la inseguridad –aclara Román Guzmán González, presidente del comisariado del ejido Aarón Merino Fernández.
     Pero a esa autoridad lo acusan también de enriquecimiento ilícito.
     El problema estriba en que el señor no ha hecho caso al pueblo, a los campesinos. Ha hecho lo que ha querido y como ha podido rasguñar.
     Entrevistado por Ecos del Caribe, agrega la índole de sus señalamientos:
     Somos luchadores sociales; no andamos tras algún hueso. Él lo sabe (Contreras Méndez). Lo único que si buscamos es que la salud,  que es lo primero, se fortalezca en el municipio de Bacalar.
     Lamenta que el hospital es un elefante  en donde se juega más a la política sindical que en preservar la vida humana, pues a los doctores les interesa más aumentar sus salarios y obtener puestos públicos.
     Los sindicatos son los que manipulan toda esta situación, les vale gorro la salud; no les importa que haya o no haya camas. Y mientras necesitamos médicos, enfermeras y medicinas, ellos cobran arriba de cien pesos por una consulta.
     En las farmacias similares los médicos cobran  50 o 45 pesos.
     Entonces, ¡qué  está pasando con la  autoridad!. Nuestro primer servidor municipal se está yendo liso, valiéndole nada la situación de los gobernados.
     Guzmán González advierte que Bacalar no está huérfano ni es un pueblo cuyos habitantes sean iletrados.
     Que yo no haya ido a la escuela no quiere decir que toda la población sea ignorante; no. Bacalar está vivo, tiene sus gentes.
     Añade.
     Si el Chepe piensa que administró la lana con la banda de favorecidos que tiene y el pueblo se quedó así nada más, está en un error grave.
     ¿Qué les sucedió a quienes defendieron la situación del pueblo?
     Fuimos agredidos: quemaron nuestra casa ejidal. Antes nos golpearon, porque no dejamos que nos robaran un terreno, que pone en entredicho a la ayuntamiento de Bacalar, al presidente municipal y las autoridades judiciales y la policía municipal.
     ¿Cuál es el objetivo de robar terrenos baldíos y falsificar documentos, si las instituciones están consintiéndolo?—inquiere el dirigente.
     Como ya despojaron a varias personas, tenemos que estar alertas.
     Para Román Guzmán, lo que ha intentado el edil es gobernar sin ley
     Para que así no haya perseguimiento por las cuentas. Baja cortinas para que él se vaya tranquilo; haya lo que haya, suene lo que suene. El hombre tiene que entregar cuentas claras, aunque sólo vemos un pueblo destrozado.
     Y lanza otra interrogante.
     ¿Dónde están sus compinches; esos que se dicen del Pueblo Mágico,  y que tanto exigen? ¿Cuánto les dieron? Cualquier persona que va a la costera mira cómo se encuentra. Cuál es la imagen que dicen que quieren para Bacalar.
     Sin embargo  José Alfredo Contreras Méndez  sostiene que las manifestaciones ahuyentan al turismo.
     ¡Qué no mame el presidente municipal! No puede afectar más de lo que ellos han perjudicado, porque no han avanzado en nada; han ignorado todo, pero se han llevado los dineros que se han dado, pues no los destinaron para obras.
     Y ¿cuál es la actitud de la ciudadanía?
     Convoqué a una marcha, y no fui solo; fu conmigo el pueblo. Y caminé con ella de par en par. Mas por señalar el autorobo del Chepe (Contreras Méndez), por señalar su mala administración, el rasguño de los recursos, sufrimos las consecuencias. No sólo nos dejaron semimuertos sino que además  queman nuestra palapa ejidal; incendian la casa, mi vehículo.
     ¡De qué se trata! –exclama el líder campesino
    -Somos una comunidad y no nos vamos a quedar callados. Respecto a las mantas que colocamos,  ojalá no venga la policía al rato a madrearnos. Baroudi  se robó nuestras lonas, ¿por qué no se roba la lona de la comandante Julia? Porque la manta la custodian ellos. Pero se roban las lonas en donde exigimos que bacheen, que haya justicia.
     Sólo espera que no asalten el edificio propiedad del ejido.
     Que quieran romper las lonas y llevárselas, como lo han hecho los policías a través del comandante y del director. Ojalá que no haya una agresión más, porque, nos hagan lo que nos hagan, no vamos a parar hasta el último día, que les podríamos regalar una sorpresa en su informe de su gobierno, ya que va a haber uno paralelo. No sabemos dónde, pero va haber otro informe, en donde aportaremos pruebas de la su mala administración.
     Guzmán González teme por su vida, pero  tiene miedo.
     Responsabilizamos al presidente municipal, al comandante y al director de la policía municipal de lo que le pase a alguna persona que  defienda derechos en Bacalar. Ellos lo único que saben es intentar matar a la gente. Esperamos que a nuestras lonas también nos las vigilen, porque es una manifestación popular verdadera.
     ¿Cuál sería la solución a los conflictos?
     Como ya se va,  no tiene nada que hacer. Sólo le queda aclarar con qué dinero se compró ranchos, animales, casas y vehículos. Si dice que compró todas esas propiedades con su sueldo, entonces que aclare cuánto gana. Si justifica que con el sueldo de tres años compró todo lo que posee, me manifiesto en las calles con la bocina pidiendo disculpas al presidente municipal, y diré que el señor es honrado.
     ¿Y si no aclara nada?
     Me seguiré manifestando diario. Como se lo advertí al comandante de la policía, el día que quisieron quemar mi camioneta,  voy a manifestarme todos los días de manera pacífica: en mi casa o en  la propiedad de mi ejido.
     A pesar de lo antes expuesto, Román Guzmán dice que no le corresponde a él emitir una valoración sobre el presidente municipal de Bacalar-  
     Eso le corresponde a los partidos políticos y a sus familias. Hasta hoy no estoy afiliado a ninguno. Como el Chepe y secuaces son del Institucional, le toca al PRI calificarlo: aplaudirle, consentirlo o denunciarlo.
     Mas contadas ocasiones los del tricolor acusan a sus correligionarios, aunque el pueblo los repudie.

     Sólo cuando un importante priista se va a otro partido, entonces sí lo acusan. Pero olvidan que el Revolucionario los encumbró….Así se dan las cosas, señala a los monstruos que crea. (Carlos Colonia López/17-VIII-2016)

Leave a Reply

Subscribe to Posts | Subscribe to Comments

¡Bienvenido a Anfibio Radio!

LO + POPULAR

archivo de noticias

- Copyright © Anfibio Radio -Anfibio Radio- Powered by Blogger - Designed by Grafics Web -